domingo, 11 de marzo de 2012

ELECTRIC SHEEP RUNNER - El final.

Esta escena es un imposible para el modelo de androide que plantea Dick. Un androide de la novela hubiese dejado a Rick caer. No por maldad, le hubiese dado igual..
Los androides de la novela ¿SUEÑAN LOS ANDROIDES CON OVEJAS ELECTRICAS? son psicópatas, incapaces de sentir al otro, aunque sí pueden descifrar emociones ajenas.
Pueden dedicarse a cortarle las patas a una araña (especie en peligro de extinción como todas) solo para ver si puede andar con cuatro, o pueden acostarse con un cazador de bonificaciones para impedirle que pueda completar su misión.
No hay ninguna historia de amor entre Rick Deckart en la novela y la androide de la corporación, ni se fuga con la chica. La androide perfeccionada de la película no existe. La chica androide de la corporación es un modelo en serie con el mismo rostro que una de las futuras víctimas de Rick Deckart.
Tienen sexo, pero no se enamoran. La Rachel de la novela (Raechel) actua como parte de un plan para desarticular a los "Blade Runers" intentando que al acostarse con ella generen empatía y no puedan hacer su trabajo. Pero dado que eso no lo hace por empatía con los demás androides ¿Por qué lo hace? Mi idea es que ese plan es de la corporación. Dick nunca lo dice.

La película trata un tema distinto del de la novela, y lo trata magníficamente, con mucha acción y un inevitable final feliz en que el chico se fuga con la chica.En la novela no queda un lugar a donde escaparse con la chica.
 En la novela Rick regresa con su esposa después de un día agotador de trabajo, con experiencia mística incluida.

Las ovejas eléctricas son una consecuencia de la religión de Mercer, deberían ser reales, pero el ser humano no vive en lo real. Ni tan solo es real el personaje de Wilburg Mercer con quien todos se comunican mediante las cajas de empatía.
Pero la empatía es una experiencia humana más allá de lo lógica y los androides odian eso que no pueden alcanzar.
Ese odio de los androides psicópatas por la experiencia de empatía es parte de lo que hace a la novela de Dick una obra casi profética. Porque detrás de la acción de la novela se dibuja una conspiración de los androides, posiblemente con la colaboración de la corporación que los fabrica.
Es imposible que los androides con una expectativa de vida de cuatro años, que trabajan como esclavos en las colonias y sin empatía entre sí, puedan infiltrase en la televisión, crear un departamento policial paralelo, y poner a una androide fugitiva como cantante de ópera sin la colaboración de seres humanos.
La corporación que fabrica los nexus en la novela no está amenazada por los androides, más bien parece interesada en llegar a fabricar androides perfectos, indetectables e introducirlos en la sociedad humana.
No solo los androides están infiltrándose. Los animales mecánicos ya están en lugares abandonados, mientras los reales van extinguiéndose.
Dick ha encontrado un sapo, animal catalogado como extinguido. Y su mujer le muestra que es un animal mecánico. Rick no se decepciona, prefiere saber la verdad. Y se va a dormir. Mañana le espera otro día de trabajo.
El final de la novela es un regreso al hogar de un hombre cansado. No es el final de nada, solo el final de un día de trabajo.
Abrió la guía telefónica y buscó en las páginas amarillas accesorios para
animales eléctricos. Llamó, y cuando la vendedora atendió, dijo:
—Quiero medio kilo de moscas artificiales que zumben y revoloteen.
—¿Para una tortuga eléctrica, señora?
—Para un sapo.
—Entonces, le sugiero nuestro surtido mixto de bichos reptantes y voladores,
que incluye...
—Prefiero las moscas —respondió Irán—¿Puede enviarlas? No quiero salir:
mi marido duerme y no quiero dejarlo solo. La vendedora agregó:
—Le recomendaría nuestra charca perpetua, salvo si se trata de un escuerzo,
en cuyo caso tenemos un equipo completo de arena, piedrecillas multicolores y
seudo-desechos orgánicos. Y si piensa usted alimentarlo regularmente, le sugiero
que nuestro servicio de mantenimiento realice un ajuste periódico de la lengua. En
un sapo, la lengua es vital.
—Muy bien —contestó Irán—Quiero que funcione perfectamente. A mi
marido le encanta —dio su dirección y colgó.
Y ya sintiéndose mejor, se sirvió por fin una taza de café negro y caliente.

 La esposa de Rick quizás no sea perfecta, pero tiene empatía y por eso quiere que su marido pueda disfrutar de tener su sapo, mientras duerme y quizas sueñe con ovejas eléctricas.
.

2 comentarios:

  1. No lo entiendo; en Nueva Gomorra está el cómic integro en español y las imágenes se pueden descargar.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Que tonto no me fijé, voy a verlo de nuevo y pongo un link al blog de nueva Gomorra.
    Gracias

    ResponderEliminar

Por favor - paticipa en este blog.

Me gustaría tener algo de feed-back.
Tu opinión, tu experiencia, tus pensamientos, vinculos a videos, presentaciones, blogs, web's...